JUEGOS y COSPLAYS » Análisis » Retroanálisis de Silent Hill

Retroanálisis de Silent Hill

Silent Hill

El “Survival horror” es un género de videojuegos en el que se mezclan elementos distintos como escenarios estrechos con poca iluminación; un apartado sonoro oscuro y argumentos similares a los de las novelas de terror. Todo con la intención de provocar en el videojugador un estado de estrés, suspenso, inquietud y miedo. Es pues dentro de todo este ominoso mundo, en donde podemos encontrar a Silent Hill, sin duda alguna todo un referente del Survival Horror.

Harry Mason encuentra un extraño serEn este juego nos ponemos en los zapatos de Harry Mason, un escritor de 32 años quien en compañía de su pequeña hija Cheryl se dirige a Silent Hill con la intención de pasar unas vacaciones. Desafortunadamente, justo cuando Harry se encuentra conduciendo sobre la autopista a las afueras del pueblo, una misteriosa joven aparece en mitad del camino; por lo que en un intento por esquivarla Harry pierde el control, estrella su coche y termina por quedar inconsciente. Al despertar descubre que Cheryl no está, por lo que decide adentrarse en el pueblo para buscarla.

Al llegar a Silent Hill, Harry nota que el pueblo entero se encuentra vacío y cubierto de una espesa niebla. Mientras echa un vistazo alrededor, nota que su pequeña hija Cheryl corre hacia un callejuela, Harry decide seguirla, pero súbitamente una densa oscuridad cae sobre el pueblo y unas criaturas extrañas lo atacan dejándolo inconsciente. Cuando despierta se encuentra en un local en compañía de la oficial de policía Cybil Bennet. Después de mantener una conversación con la oficial, Harry empieza una vez más con la búsqueda de Cheryil, y es justo aquí cuando da inicio el juego.

El argumento

Halo del solLos escritores de Silent Hill se han decantado por una historia de características sobrenaturales, tomando como eje una organización religiosa de características sectarias conocida como La Orden”. Dentro de este grupo religioso se adora tanto a la figura a la que llaman “Dios” como a distintas “deidades” provenientes de un lugar conocido como el Otro Mundo”; una dimensión alterna que puede llegar a ser increíblemente terrorífica, dado que el aspecto de este sitio depende del estado psicológico de aquel que lo proyecte. En pocas palabras, el Otro Mundo es una pesadilla real, en donde se harán presente todos los miedos de aquella persona que se encuentre dentro de esta.

Otras características de La Orden son sus creencias en los conceptos de “Orden y Caos”, conceptos que remplazan a los de “el bien y el mal”;  así como su afinidad por llevar a cabo rituales de crueldad inenarrables, como los sufridos por Alessa Gillespie a manos de su madre Dahlia Gillespie, quien cree que a través de dichos rituales puede convertir a Alessa en la madre de “Dios”. En general, a lo largo de la historia se tocan temas íntimamente relacionados con la religión y la simbología.

Un aspecto bastante interesante de Silent Hill, es que las decisiones que se toman a lo largo de la historia afectan directamente el resultado final del juego. En pocas palabras, el juego tiene más de un final, en este caso cuenta con 5 finales distintos que os animamos a descubrir.

Aspecto

El aspecto del juego en su mayoría se resume a figuras de ángulos rectos, con escenarios tridimensionales en tiempo real, esto quiere decir que la información que vemos en pantalla se procesa mientras se juega.  Eso sí, es digno de admirar la acertadísima decisión de los desarrolladores respecto a la creación de la niebla que cubre el pueblo; originalmente pensada para ocultar las limitaciones técnicas de la época, pero que finalmente terminó reforzando la sensación de suspenso en el juego; además de convertirse en uno de los aspectos más representativos de la saga.

Harry Mason frente a una puertaRespecto al mapa, digamos que a lo largo del juego –y como en cualquier otro juego del género survival horror- atravesaremos una cantidad considerable de callejones y pasillos angostos, laberínticos y con poca iluminación; adornados con una escenografía bastante morbosa que hace uso de cadáveres, sangre, herrumbre y demás deshechos incalificables. Si bien este tipo de escenografías no son exclusivas de este juego, podemos apuntar que en Silent Hill el aspecto de algunos de los escenarios cambia súbitamente dependiendo si uno se encuentra en el mundo real o en el  “Otro Mundo”. Tal cambio permite abrir puertas que antes estaban bloqueada, así como la aparición de nuevas criaturas que irremediablemente intentaran ponerle fin a nuestra empresa, entre ellas las ya famosas enfermeras.

Jugabilidad

El juego es sencillo de dominar y similar a otros títulos del mismo género. A lo largo del juego tendremos que realizar distintos objetivos obligatorios que nos darán acceso a nuevas zonas. Por supuesto, mientras llevamos a cabo dichas tareas seremos acechados por las extrañas criaturas que rondan en el pueblo, de quienes podemos defendernos usando algunas armas que encontramos a lo largo del mapa. Estas pueden ser objetos contundentes o armas de fuego con munición limitada, por lo que el jugador tendrá que administrarlas en la medida de lo posible.

El factor miedo en Silent Hill también es bastante interesante, ya que se ha dejado de lado el terror de shock, por lo que a lo largo del juego el uso del jumpscare no es muy recurrente. Esto no quiere decir que el juego no sea particularmente aterrador. La ambientación de los escenarios y el apartado musical logran muy bien su cometido a la hora de tenerte sumergido en un estado de suspenso y alerta continua.

Respecto a la respuesta de los controles, no son precisamente lo mejor del juego. En ocasiones al tratar de correr el personaje trastabilla, en algunas otras al dejar de disparar el personaje suelta una bala de más, pero una vez te acostumbras a los controles, estos no presentan mayores dificultades. Además la historia es tan atractiva que dichos problemas terminan perdiendo importancia.

Si hablamos de la experiencia de juego, hay que decir que Silent Hill realmente cumple su cometido a la hora incomodar y mantener en constante tensión al jugador; la forma de llevar el argumento a través de pequeñas pistas que te obligan a moverte a nuevas zonas del mapa, ayuda a mantenerse enganchado con la historia.

En general el juego logra mantener tu interés la mayor parte del tiempo; aunque en ocasiones algunos de los objetivos son considerablemente difíciles, y si no eres precisamente un fan de buscar objetos y resolver acertijos, seguramente te frustraras un poco.

Apartado sonoro

yamaoka-akira-La ambientación musical, compuesta por Akira Yamaoka, es bastante densa y siniestra. Esto, junto a pequeños detalles como el sonido de los pasos sobre el concreto y el acero, la interferencia en la radio cuando un enemigo está cerca, sonidos repentinos que rompen la tensa calma del ambiente, el rechinar de las puertas al abrirse y los inquietantes ruidos que salen de la garganta de los seres que nos acechan, hacen del juego una experiencia dura para los nervios.

 

Conclusión
Silent Hill es sin duda uno de los mejores juegos dentro del género del Horror, maneja de manera muy buena el terror psicológico -esa clase de horror que busca poco a poco dejarte la mente hecha pomada-  y es prueba viviente de que no se necesita hacer uso excesivo del gore y de los famoso screamers para asustar y mantener en suspenso. Un juego que aún después de 17 años de haber sido estrenado, y con un apartado técnico de menor desarrollo en comparación con los juegos de hoy en día, sigue robándole la tranquilidad a más de uno.
8.5
Muy Bueno
Escrito por

Soy una persona de gustos sencillos, adoro la música, los videojuegos y la buena comida.

Que te ha parecido?

2 0

Deja un comentario